La Comunidad de Madrid adelanta el final del servicio entre las estaciones de Metro de Canal y Cuatro Caminos ocho días durante julio y agosto

Tren
Con motivo de las obras de modernización y mejora que se van a llevar a cabo en la Línea 2. Los cortes tendrán lugar a partir de las 22:00 horas los próximos días 15, 20, 27 y 30 de julio y 3, 5 y 7 de agosto. El suburbano madrileño mantendrá informados puntualmente a los usuarios de este adelanto

La Comunidad de Madrid adelantará el final del servicio entre las estaciones de la Línea 2 de Metro de Canal y Cuatro Caminos durante ocho días en los meses de julio y agosto. Estos cierres se deben a las obras de modernización y mejora que se llevan a cabo en la estación de Cuatro Caminos. Así, mañana, 15 de julio, el final de prestación de servicio en dichas estaciones será a las 22:00 horas.

Los trabajos de adecuación que hay que realizar en la zona del andén hacen necesario este cierre parcial, que se repetirá los días 20, 27 y 30 de julio y 3, 5 y 7 de agosto. La compañía metropolitana informará puntualmente a los usuarios del suburbano de esta antelación en el cierre de las instalaciones, que se producirá solo en las fechas señaladas y durante algunas horas, para aprovechar el horario nocturno y provocar la menor incidencia posible a los viajeros durante el día.

Las obras consisten en la construcción de tres metros de galería en mina, para aumentar las dimensiones de uno de los espacios con los que cuenta el personal de Metro en uno de los andenes de Línea 2. En este sentido, aprovechando las obras de modernización de la estación que se están realizando en el vestíbulo principal y en los pasillos de distribución de las líneas 1 y 2, se efectuará la ampliación señalada.

También se van a sustituir los revestimientos, instalaciones y tecnología obsoleta localizados en los andenes y sus accesos por otros materiales y equipamientos más actuales. Esto facilitará las labores de mantenimiento y mejorará la funcionalidad de la estación de Cuatro Caminos.

Asimismo, se va a ampliar la red de drenaje y saneamiento de esta estación con nuevos sistemas de impermeabilización y se instalarán nuevas canalizaciones eléctricas. Y se dotará a los espacios de nuevo mobiliario y los paramentos y pavimentos tendrán los mismos criterios que el resto de las nuevas estaciones.

La renovación de los acabados y de las instalaciones implicará, a su vez, el aumento del número de interfonos y de elementos que mejoren los procesos de comunicación entre los usuarios con algún tipo de discapacidad y el personal de estación. Igualmente, se va a actualizar el sistema de megafonía y se instalarán nuevos sistemas de cartelería digital, entre otras medidas.

Los trabajos suponen una mejora en los sistemas de control en los cuartos técnicos, así como en los procesos de comunicación y telegestión. Este es el caso de las instalaciones de los pozos de pluviales y las remodelaciones de las cabinas de andén, que redundarán en la mejora de explotación del servicio del suburbano.

CUATRO CAMINOS, HISTORIA DE METRO

Cuatro Caminos es una de las ocho estaciones del primer tramo inaugurado del Metro (Sol – Cuatro Caminos), el 17 de octubre de 1919, por Alfonso XIII. Por este motivo, Metro de Madrid ha decidido tematizarla y convertir este espacio en un homenaje a la historia del suburbano y de sus trabajadores.

Esta actuación contempla la instalación de serigrafías permanentes en alusión al centenario de Metro de Madrid, así como espacios vinilados, que podrán rotar con imágenes de diferentes temáticas, entre otras cuestiones.

En algunas zonas concretas de la estación se colocarán puntos de iluminación led continua que permitirán cambiar su tonalidad, dotando al espacio de una entidad más moderna. Se buscará también la instalación de otros modelos de luminarias acordes con la temática de la estación.

Además, se va a recuperar el histórico tótem que se encontraba señalizando uno de sus accesos. Se trata de una recreación de este tipo de elementos que hacía las veces de estructura anunciadora de la parada, de manera que se podía ver desde lejos la ubicación de las bocas de entrada del suburbano. El de Cuatro Caminos contará con forma rectangular y los colores originales, rojo y blanco, coronado con el antiguo rombo de Metro.